martes, 9 de julio de 2013

El convento del Espíritu Santo y su protección.




El domingo leímos en Diario de Jerez un artículo de Arantxa Cala sobre el abandonado Convento del Espíritu Santo. Se recogían las opiniones de historiadores, vecinos y de la propia madre federal de las dominicas, orden que habitó este histórico cenobio desde el siglo XIV hasta hace sólo unos años. En el reportaje se tratan asuntos como el expolio de sus valiosas piezas muebles y las dificultades que están teniendo las religiosas para vender el edificio. Finalmente, se expresa la reivindicación de que, además de dar una funcionalidad digna a este edificio, se devuelva el mobiliario sustraído del mismo por las propias monjas tras su marcha.

No es ni mucho menos la primera vez que hablamos de este monumento en el blog. De hecho, entre otras ocasiones, hemos hecho referencia a él en una reciente entrada que escribimos a propósito de la marcha de los franciscanos de Jerez. Asimismo, ha sido comentado en varias Rutas de la Barbarie, como la última que recorrimos por el barrio de San Mateo. Ya entonces hicimos públicas las gestiones que iniciamos para la declaración de BIC de este antiguo convento. Hasta hace unos meses hemos preferido callar esta iniciativa porque pensábamos que la discreción podía ser una manera eficaz de poder conseguir este objetivo. Desgraciadamente, los recortes de la Junta de Andalucía han cortado de raíz nuestros propósitos.

Fue el 14 de Diciembre de 2011 cuando presentamos en la Delegación Provincial de Cultura de Cádiz la solicitud para que se incoase el expediente de declaración de Bien de Interés Cultural de este elemento tan importante de nuestro patrimonio. Estábamos convencidos de los más que sobrados méritos para que este hermoso ejemplar de arquitectura renacentista recibiera esta protección y lo hacíamos con la vista puesta en esos retablos, esculturas o pinturas que han formado durante siglos la decoración de este convento, la mayoría hechos o costeados por jerezanos y que desde el cierre de esta comunidad religiosa han sido expuestos al desmantelamiento, al robo y al deterioro. Queríamos que la declaración, al incluir sus bienes muebles, parara este saqueo. A continuación insertamos la primera y última página del escrito que entregamos.









El 27 de Marzo de 2012 nos llegó una carta certificada de la  Dirección General de Bienes Culturales de la Consejería de Cultura informándonos que el 6 de Febrero se había solicitado a la Delegación Provincial que iniciara el procedimiento.





Pasaron los meses y no recibimos respuesta. Volvimos a la Delegación y recibimos la negativa a iniciar los trámites oportunos por falta de medios para abordarlos. Esta es la triste realidad de la Cultura y el Patrimonio, con mayúsculas, en nuestro país y en nuestra Andalucía. Sí, es esa misma Junta de Andalucía que todos los días en las noticias de Canal Sur nos asegura con el mismo descaro y oportunismo de siempre que está "Con la Cultura".

Y qué decir de ese Ayuntamiento que en el referido reportaje del Diario de Jerez deseaba buscar "una salida al inmueble". Fue también en 2011 cuando presentamos nuestro manifiesto a favor del patrimonio jerezano en el Ayuntamiento junto a cientos de firmas. Tenemos constancia de que nuestra alcaldesa tiene conocimiento de este documento y de las denuncias y propuestas que expusimos en él, entre ellas la propuesta de declaración de BIC de este convento y de otros con un riesgo importante de cierre en un futuro próximo. 

Pero lo triste del tema es que no hemos sido los únicos en solicitar dicha declaración. Es justo recordar que la Carta Arqueológica de Jerez, de la que son autores Rosalía González Rodríguez, Laureano Aguilar Moya, Domingo Martín Mochales, Francisco Barrionuevo Contreras y Manuel Collado Moreno, ya incluía esta medida entre sus propuestas. No hay que olvidar que este documento ha sido tomado como base del último PGOU, donde por cierto el convento está catalogado como de Interés Específico, con el máximo nivel de protección arquitectónico.

Aunque tomamos la iniciativa, pensamos que si el Ayuntamiento se sumaba a esta petición las probabilidades de éxito serían mayores e incluso creemos que una colaboración entre Ayuntamiento y Delegación podría solventar las dificultades económicas para la realización de la documentación técnica necesaria para ello, como nos sugirieron desde Cádiz. El Ayuntamiento podría emplear a sus técnicos municipales para llevar a cabo estas labores pero, por desgracia, en esta ciudad el patrimonio no es ninguna prioridad.

¿Y las distintas autoridades religiosas? El obispado parece que intentó hacerse con el edificio pero las religiosas se niegan a una cesión, como pasó con el Palacio Bertemati, y sólo desean su venta. Comprendemos la falta de medios de esta orden pero habría que recordarle que tras siglos de existencia el edificio y sus bienes muebles pertenecen por derecho propio al patrimonio de todos los jerezanos.




Este mes cumplimos tres años de funcionamiento del blog. Tres años durante los cuales hemos recibido el apoyo de muchas personas y entidades, unos sinceros, otros interesados, pero también se ha puesto en duda nuestro compromiso con el Patrimonio cuando no nos hemos adaptado a intereses partidistas o a proyectos de dudoso criterio. Lógicamente, siempre se podrá hacer más, pero creemos que hemos demostrado que nuestra actitud nunca ha sido pasiva pues hemos procurado establecer el contacto directo con nuestros seguidores y con los demás jerezanos a través de nuestras rutas y hemos actuado recogiendo firmas y presentando propuestas y denuncias a las administraciones, es decir, todo lo que legalmente estaba en nuestra mano. Por eso nos duele casos tan infructuosos como el del Espíritu Santo y nos llena de impotencia.

¿Qué hacer ahora? Creemos que un objetivo prioritario debe ser la obtención del BIC, si bien todo depende de la implicación de las administraciones...

Pero lo que más nos preocupa ya no es tanto el caso del Espíritu Santo, para el cual reconocemos que no somos muy optimistas, sino lo que se avecina, que no es ni más ni menos que el cierre a medio e incluso corto plazo de otros conventos locales. Estamos ante el fin de una forma de religiosidad que hoy día la sociedad no comprende y a la cual se le ha declarado ya su sentencia de muerte. San Francisco ha sido una llamada de atención, Santo Domingo, Madre de Dios, las Descalzas, Santa María de Gracia, etc, todos ellos sin la debida protección legal, pueden ser los próximos en la lista. ¿Perderemos también sus retablos, esculturas, pinturas y obras de arte suntuaria?


José Manuel Moreno Arana.


ENLACE RELACIONADO: http://www.diariodejerez.es/article/jerez/1559967/valor/silencio.html

DESCARGAR CARTA ARQUEOLÓGICA: http://www.jerez.es/fileadmin/Image_Archive/Museo/Carta_arqueologica_Jerez.pdf